Sillas ergónomicas

Ergonomía

Cuando nos sentamos, es difícil mantener la mejor postura por un largo periodo de tiempo. Generalmente nos inclinamos a cubrir nuestros habitos, hacieno que ciertas partes de nuestro cuerpo se encorven, reclinandonos hacia atrás, a la derecha o a la izquierda. La mayor parte del tiempo, puedes protegerte poniendo tu espalda, hombros y cabeza alineadas a tus caderas. Tus piernas pueden soportar tus caderas para mantenerte en una postura apropiada.

La postura perfecta

Distribución de la presión

Ángulos de inclinación basados en la ergonomía